Imprescindibles en el botiquín para el campamento de verano
campamento
12 julio 2021

En 2020, muchos niños se quedaron sin campamento de verano por culpa del coronavirus. Este año, aunque todavía con bastantes restricciones para evitar la propagación de la enfermedad, los más pequeños de la casa están volviendo a disfrutar de esta actividad que tanto les gusta.

Sin embargo, para que puedan tener una experiencia divertida y, sobre todo, saludable, es imprescindible que lleven en su maleta un botiquín de viaje con los productos de autocuidado necesarios. Además, este año también deben incorporar algunos artículos para protegerse y evitar la propagación de la Covid-19.

Desde la Asociación para el Autocuidado de la Salud (anefp) te contamos qué productos no pueden faltar en su botiquín:

Descarga infografía

  • Mascarillas. Aunque este verano existe más flexibilización con la utilización de la mascarilla en espacios exteriores, es necesario seguir llevándola en interiores o cuando no se pueda mantener la distancia interpersonal de metro y medio.
  • Gel hidroalcohólico como medida de higiene y prevención del coronavirus, especialmente si no se dispone de agua y jabón para lavarse las manos en algún momento.
  • Protección solar. La piel de los niños es más fina que la de los adultos y, por tanto, experimenta mayor sensibilidad a la radiación solar. Por ello, es imprescindible que utilicen un protector solar adecuado a su tipo de piel y no olviden utilizar crema hidratante para después de la exposición al sol.
  • Material de cura como gasas, esparadrapo, algodón, apósitos y suero fisiológico para curar pequeñas heridas, cortes y rozaduras que los más pequeños puedan sufrir durante su estancia en el campamento.
  • Repelente de insectos, sobre todo si van a estar en la naturaleza, donde las picaduras de mosquitos son muy frecuentes.
  • Unas gafas de sol homologadas y una gorra protegerán a los niños frente al sol, al igual que una adecuada hidratación, especialmente en las actividades al aire libre.
  • Para proteger sus oídos del agua, incluir en el botiquín unos tapones puede ser muy recomendable.
  • Si los niños están tomando alguna medicación habitual, dásela directamente a los monitores del campamento para que sean ellos quienes se la proporcionen. Es fundamental no dejar medicación al alcance de los más pequeños.